Aguada venció a Bohemios 77 a 75 de forma agónica gracias a un triple en los últimos segundos de Démian Álvarez. El rojiverde, desde muy temprano debió correr de atrás el juego pero ganó como más le gusta al hincha. 
El comienzo de partido no fue el mejor para el rojiverde que se encontró con una defensa muy sólida de su rival. Da Costa tomó la referencia de Démian Álvarez y las ayudas en la pintura no dejaron fluir el trabajo de Smith-Curtis. De esa manera, corriendo la cancha y castigando desde lejos con Rodrigo Trelles como figura, el albimarrón tomó la máxima de 14 al término del primer cuarto.
En el segundo chico, los ingresos de Federico Pereiras y Miguel Barriola marcaron el tono defensivo. Ambos, tomaron el desafío con Trelles y Stewart y lograron el cometido. Los de Frugoni no jugaron tan cómodos y si bien en ataque el aguatero no estuvo tan fino, sí logró mejorar lo hecho en el comienzo del partido. El primer tiempo se fue para Pocitos 40-35.
Para la segunda mitad Aguada lo intentó por todos lados pero nuevamente el ritmo de juego lo supo comandar Bohemios que además, volvió a lastimar desde lejos y cargó adentro al buscar la ventaja de Stewart con Barriola (gran trabajo). A los 7′ del tercer cuarto Smith se puso en cuatro faltas y el panorama parecía complicarse aún más.
El rojiverde ingresó al cuarto final abajo por siete y si bien el cuarto resultó más goleado, el gol por gol no era un buen negocio. Álvarez aumentó su protagonismo, Pereiras y Barriola fueron leones y Diego García muy sólido tanto para defender la pelota como para elaborar en momentos picantes. Con un triple enorme de Démian todo quedó 71 iguales con 4.25 por jugar. Una vida.
Aguada supo cambiar los aires y accedió en las cifras e incluso, con varias oportunidades para seguir de largo. Sin embargo, errores de decisión y méritos del rival hicieron que Bohemios, en final vibrante, pase adelante 75-74 con libres de Kelley.
Pero ahí, una vez más surgió la mística aguatera. Démian Álvarez tomó una de esas pelotas que disfruta agarrar y la puso de tres para hacer delirar a todo el pueblo aguatero. Si bien Bohemios tuvo la última, el rojiverde se cerró notablemente y obligó al error rival para desatar una alegría inmensa con aire a desahogo.
Aguada, con lo justo, una vez más se quedó con el triunfo. Arriba Muchachada.
Ver tabla de posiciones Oficial FUBB